fbpx

La higiene en el Maquillaje Profesinal

La higiene en el maquillaje

 

Cuidar de la higiene en el maquillaje es fundamental para practicar un maquillaje profesional, respetando la salud de la persona que ha contratado nuestros servicios.

Muchas veces no somos conscientes de cuando maquillamos no solo aplicamos una serie de productos en el rostro de nuestro cliente, sino que podemos alterar su salud con el simple hecho de utilizar un pincel sucio y causarle una infección, transmitirle un virus o una conjuntivitis.

El tema de la higiene es un punto en el maquillaje profesional que muchas veces pasa desapercibido por la persona que contrata el servicio de maquillaje por su desconocimiento.

Cuando recurrimos a un maquillador profesional es de esperar que esa persona conozca y practique todos los protocolos para desinfectar sus útiles de trabajo y practicar un maquillaje profesional sin ningún tipo de riesgo.

 

La limpieza de brochas y pinceles de maquillaje

Tanto si usas los pinceles y brochas de forma profesional o personal, es importante mantenerlos correctamente limpios y desinfectados.

Son útiles que están en contacto directo con nuestra piel y ojos, es muy fácil transmitir una infección por el simple hecho de utilizar un pincel sucio.

Con una correcta limpieza de los útiles de maquillaje eliminamos bacterias y toxinas y evitamos infecciones en la piel, además de alargar la vida útil de estos.

¿Cómo limpiar las brochas y pinceles de maquillaje?

Para su limpieza podemos utilizar un jabón con pH neutro, jabón de coco, es decir, un jabón hidratante que a la vez que limpie el pelo del pincel también lo cuide y lo deje suave.

Para los pinceles sintéticos con los que utilicemos los productos en crema como correctores, coloretes, bases de maquillaje podemos aplicar primero un poco de aceite, como por ejemplo aceite de Jojoba para deshacer el producto y aclararlo con agua tibia.

Para limpiarlos lo haremos en dirección del pelo evitando que se moje la virola del pincel para que no cree moho y se estropee el pincel.

Aclaramos bien el pelo y con un poco de papel secamos el exceso de agua dándole forma al pelo del pincel.

Es muy importante dejar secar el pincel en horizontal, nunca hacia arriba.

Una vez que estén secos los desinfectamos pulverizando sobre el pelo con alcohol de 70º.

Si los pinceles y brochas son de uso profesional recomiendo limpiarlos cada uso.

Si tenemos que maquillar a más de una persona en el mismo día y no nos da tiempo a limpiarlos podemos utilizar un jabón instantáneo que hará que tengamos el pincel listo para volver a usarlo.

Si son de uso personal recomiendo limpiarlos cada semana.

 

La higiene del maquillaje no solo consiste en la limpieza de los pinceles.

Cuando se va a comenzar un servicio de maquillaje profesional es fundamental empezar por desinfectarnos las manos, para ello usaremos unos geles destinados a este fin que nos dejaran las manos preparadas para comenzar a trabajar.

Este paso es importante tanto de forma profesional sino también personal, antes de tocarnos la cara ya sea para limpiarla o maquillarla es importante limpiarnos las manos previamente, en ellas se acumulan bacterias y gérmenes que irían directos a nuestra piel y ojos.

El uso de desechables

Cuando vamos a maquillar labios o  pestañas los desechables son nuestros mejores aliados.

Son útiles de maquillaje que tienen un solo uso, por ejemplo cuando aplicamos la máscara de pestañas no lo haremos con el mismo cepillo, sino que usaremos los cepillos desechables, uno por cada ojo y de esta forma prevenimos de contagiar a nuestra clienta y causar una conjuntivitis.

Lo mismo ocurre con los labiales, es importante utilizar aplicadores desechables, un herpes puede arruinar nuestro prestigio como maquilladora y fastidiar a nuestra clienta.

En cuanto a las esponjas, es aconsejable utilizar las de usar y tirar, son un foco de bacterias y muchas veces es mejor prevenir antes que curar.

Los desechables tienen un coste insignificante y marcan la diferencia entre un maquillaje profesional y otro que no lo sea.

Al fin y al cabo es nuestra salud, debemos exigir el uso de estas herramientas a la hora de contratar un servicio de maquillaje profesional.

Con este detalle podemos valorar la calidad del profesional que tenemos enfrente y si merece la pena arriesgarnos a tener una infección o no.

Además, de limpiar y desinfectar los útiles de maquillaje es importante que los productos estén en buenas condiciones, un maletín dice mucho de como es el profesional, si está limpio, organizado son detalles que marcan la diferencia.

 

Publicado en blog, maquillaje profesionalTagged , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *